>

Chiste: la abuela y la adivina

Estaba una señora de 80 años con una adivina, que le estaba leyendo su futuro:

– Dígame ¿cómo será mi futuro en 10 años?

La adivina toma la palma de la mano de la señora, se concentra, pone los ojos en blanco y sonríe:

– Mire, la veo con un millonario en un yate, con un político viajando por Europa, con un actor en sudamérica.

– ¡Oiga, eso no está nada mal!

– No está mal, considerando que usted es donadora de órganos.